El Consejo Evangélico de Venezuela se desvinculó de cristianos que apoyan a Nicolás Maduro

Queremos manifestar nuestra honda preocupación por las denuncias actuales como lo son: los casos de los niños y de los jóvenes privados de libertad sin ninguna explicación, la represión creciente a lo largo del país, la alta conflictividad política, la insatisfacción de las necesidades más básicas de la población más vulnerable.

Han sido las palabras del Pastor Samuel Olson, quien se ha pronunciado en representación del Consejo Evangélico de Venezuela, para desvincularse y rechazar el comportamiento del gobierno ante la crisis que vive Venezuela.

Hace solo dos días 17,000 iglesias realizaron en Caracas un congreso denominado el Congreso de los Movimientos Cristianos por la Paz, donde asistió el mandatario donde se consideró un cristiano verdadero, y no un cristiano fariseo.